jueves, octubre 19, 2006

Excursión


Un viaje con los coleguillas siempre es de agradecer.

Y como no, la foto de recuerdo no iba a faltar.

Este Sebas siempre muerto de frio y los demás... en pelotas. Y encima los ojos de Fina iban para él, digo yo que estaría alucinando.

2 comentarios:

Para, creo que voy a vomitar dijo...

jaja, original el blog! Oye, he intentado agrandar la foto de tu excursión con los coleguis para ver los detalles pero me da error. Te has dao cuen?

Natalia dijo...

La que alucina soy yo...